Viajar es en sí una experiencia muy gratificante, acercarte a lugares que no conoces, disfrutar de su gente, sus platillos, sus paisajes, es algo que a todos nos llena.! Cuando planeas una nueva aventura, es muy común que pienses ¿con quién quiero hacer este viaje? Y es que, en muchos casos pensamos que si no es en grupo, con tu pareja o con tu mejor amigo, no podrías divertirte igual, pero ¿por qué no lanzarte solo a la aventura? 

 Hay muchas razones que frenan la experiencia de hacer un viaje en solitario, pero una de las más comunes es el miedo, el miedo a no tener con quién hablar, con quien compartir un platillo, a perderte y andar solo por ahí en una ciudad o país que no es el tuyo, e incluso el miedo a escucharte a ti mismo.   

 Prueba Re_set GRATIS por 90 días y obtén descuentos exclusivos en tu próximo hospedaje

¿Por qué deberías hacer ese viaje solo? 

Viajar solo es una de las experiencias más increíbles y gratificantes que te puedes regalar, te da la oportunidad de disfrutar de tu propia compañía, de tomarte un respiro y escuchar lo que piensas, conocerte y Re_encontrarte contigo mismo. Aunque viajar acompañado es divertido, tener la libertad de detenerte más tiempo en un lugar porque te encanta o salir huyendo de otro porque no te gustó, es una de las grandes ventajas. ¿Cuántas veces has tenido que entrar a un restaurante elegante cuando lo que en realidad querías era comer de pie en un puesto callejero? 

Explorar solo el mundo, te hace responsable, ante cada momento en que te sientes vulnerable aprendes a tomar decisiones que crees que te llevarán hacia un mejor camino y sacas lo mejor de ti, tomas las riendas para guiar cada uno de tus pasos a una gran aventura. Te vuelves sociable y te animas a conocer a los habitantes locales o a otros viajeros que como tú, recorren solos la zona, y que muchas veces te hacen encontrar más secretos e historias increíbles de los lugares que visitas. 

Conoces más, de su cultura, su idioma, encuentras hospedajes, trenes, parques, plazas y mucha gente interesante que alimenta tu alma viajera y tu espíritu aventurero. Viajar solo es liberador, te anima a hacer cosas que cuando estás en compañía de amigos no harías, bailar, sonreír, correr, brincar, saltar en los charcos sin miedo al qué dirán. 

Escenarios impresionantes te acompañan en cada reflexión, te haces sensible y a la vez muy fuerte porque sabes que muy dentro de ti algo se ha transformado. Valoras el tiempo, disfrutas la soledad. 

Hacer un viaje solo es retarte a ti mismo, al volver a casa sientes la satisfacción de haberlo logrado y sabes que la próxima vez no habrá nada que te detenga en ese Re_encuentro tuyo con el mundo. 

Tips para sobrevivir a tu primer viaje en solitario

Si ya te has decidido a emprender el vuelo, hay algunos consejos que te harán sentirte más seguro y te darán más confianza para recorrer el mundo solo.

Empieza por reportarte, sabemos que si ya decidiste hacer tu viaje solo es porque quieres alejarte de la cotidianeidad de tus días, pero mantenerte en contacto con algún familiar o amigo puede darte más tranquilidad, sobretodo si es la primera vez que sales solo. Además,  contar con un seguro de viajero te brindará asistencia ante cualquier contratiempo, no importa lo seguro que parezca el lugar que visitas, nunca sabes si podrías necesitarlo. 

Si eres de los que les cuesta trabajo comunicarse con extraños, entonces una guía de viajero puede ser una gran aliada. No necesitas usarla como un plan de viaje, pero en caso de no conocer el idioma, podría ayudarte mucho para encontrar lugares de interés, hospedaje, comida o simplemente ubicarte en el mapa. 

¡Pierde el miedo a perderte! A veces, cambiar el rumbo te puede llevar a los lugares más maravillosos y con más secretos que puedas imaginar, piérdete y platica con la gente, conoce más de ellos, de su cultura y luego pide ayuda y vuelve al rumbo, ¡no pasa nada! 

Aunque estés dispuesto a improvisar, planear tu viaje podría ahorrarte mucho tiempo y dinero, elige los lugares que te interesa conocer y revisa horarios y costos, ubica los mejores caminos, los hospedajes más económicos o más interesantes, ¡planea, planea, planea!

Deja que tu sexto sentido te guíe, explora, siéntete libre, viaja y conoce los destinos a los que nadie se atreve a llegar, llena tu memoria de recuerdos, vive atardeceres, duerme abrazando la luna y despierta con los rayos del sol. ¡Viaja! 

Nadie podrá contarte qué se siente, anímate, haz tus maletas y emprende el viaje que podría cambiarte la vida. Recuerda que si llevas Re_set contigo tu experiencia podría ser aún mejor, ahorra hasta el 70% de descuento en tu hospedaje en más de 1,000,000 de hoteles en todo el mundo.  Suscríbete hoy y prueba Re_set gratis por 90 días y sigue explorando el mundo  a tu ritmo con tu membresía exclusiva. ¡Viaja diferente con Re_set”

Write A Comment